Menú

Lo nuevo

Conéctate con nosotros

Niega López Obrador exista presión de la CNTE

Compartido
Visor de lectura

El presidente de México dijo que nunca más habrá “campañas inmundas” en contra de los maestros, como sucedía en otros gobiernos

Ciudad de México.- La propuesta de que los jóvenes egresados de la Escuela Normal salgan con plaza es mía, no me dejo presionar por nadie yo tengo mi propio criterio; actúo en función del interés general a partir de argumento y de la razón, aseveró el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Afirmó que nunca más habrá “campañas inmundas” en contra de los maestros, como sucedía en otros gobiernos, aunado a que también se acabó la política privatizadora en materia de educación.

En su conferencia matutina de prensa en Palacio Nacional, el Ejecutivo federal señaló que la propuesta del pase automático es suya y no por presión de la Coordinadora Nacional de la Educación (CNTE).

“No me dejo presionar por nadie, yo tengo mi propio criterio, no me dejo intimidar por nadie, actúo en función del interés general a partir de argumento y de la razón, no siquiera ellos me lo plantearon, yo lo plantee porque yo quiero fortalecer la educación pública”, sostuvo.

Reiteró que no se van a cerrar las Escuelas Normales, “al contrario, se van a abrir más y el que salga va a salir con su plaza, aunque no les guste a los conservadores”.

López Obrador descartó que el pase automático ponga en riesgo la calidad de los maestros y aclaró que será en correspondencia con las vacantes, “pero que las plazas las cubran y tengan preferencia los egresados de las normales públicas”.

“Eso de su mala formación tiene que ver con la política neoliberal y con la agenda que establecieron en Estados Unidos para imponer las llamadas reformas estructurales, en un asunto fundamentalmente ideológico, nosotros nos apegamos a la realidad”, asentó.

Indicó que su administración terminó con la política privatizadora en materia de educación que por muchos años causó muchos daños, pues lo de los exámenes de admisión lo usaron (los otros gobiernos) para rechazar a los jóvenes que querían estudiar.

“Esa era una de las reglas de la anterior política educativa, la supuesta calidad de la enseñanza, que también fue otro parapeto, la excelencia, y qué pasaba con los que no tenían la posibilidad de estudiar, porque lo que se buscaba era que estudiara el que tenía para pagar colegiatura”, manifestó.

El Ejecutivo federal reiteró la obligación del Estado de garantizar educación gratuita y de calidad en todos los niveles escolares, “es cosa de entender que ya estamos en la época post neoliberal”.

Top